Producción de tanques de acero inoxidable: Explorando su fabricación

Tabla de contenidos

En la historia de la humanidad, uno de los grandes hitos fue el asentamiento de las comunidades. El sedentarismo, que significa el establecimiento de un lugar definitivo para vivir, fue posible gracias a la capacidad de almacenar recursos, especialmente comida. Como especie, no hemos cambiado demasiado: seguimos apelando al almacenamiento de recursos para asegurar no solo nuestra supervivencia, sino nuestro bienestar. La fabricación de tanques de acero inoxidable es esencial para este propósito en las sociedades actuales.

Por eso, a continuación, te contaremos en qué consiste la fabricación de tanques de acero inoxidable. Pero no solo eso, te contaremos qué ventajas ofrece el acero inoxidable para la fabricación de tanques; qué usos se le dan a los tanques de acero inoxidable; y las características de los depósitos de este tipo.

¿Qué son los tanques de acero inoxidable?

Antes de contarte en qué consiste el proceso de fabricación de tanques de acero inoxidable, es preciso saber qué es un tanque de acero inoxidable. Estos tanques son depósitos o recipientes destinados al almacenamiento de elementos líquidos, sólidos o gaseosos que no podrían dejarse expuestos al aire o a las inclemencias climáticas.

Los tanques de acero inoxidable son depósitos diseñados, fabricados e instalados teniendo en cuenta los requerimientos de almacenamiento que inicialmente se planifican. Así, en el caso de buscar un tanque para almacenamiento de combustible, se perfilan las características que este tanque debe tener, como la capacidad, el tipo de material, la forma e incluso la disposición espacial de su instalación (si será aéreo o soterrado).

Este tipo de depósitos son ampliamente reconocidos y utilizados en las más variadas industrias. Desde el sector propiamente industrial y productivo, como en el farmacéutico, el de combustibles, el sector alimentario, el agrícola. Son utilizados con notable éxito en la industria licorera.

En Perez Precision Works contamos con la experiencia para ofrecerte la fabricación de tanques de acero inoxidable de óptima calidad, totalmente garantizados.


fabricación de tanques de acero inoxidable

Ventajas del acero inoxidable

Los beneficios del acero inoxidable saltan a la vista en cualquier tipo de elemento fabricado con esta aleación. Acá te los contamos en detalle. Las propiedades de este metal se deben a una capa o película de oxidación pasiva que se forma sobre el acero inoxidable ante la presencia del oxígeno. Este fenómeno se conoce como «pasivación» y es posible gracias a la presencia de un pequeño porcentaje de cromo (entre un 10.5 y 12%, dependiendo del tipo de acero inoxidable).

La fabricación de tanques en acero inoxidable garantiza que el tanque, como producto final, listo para su uso, cuente con una con una serie de características ventajosas en los siguientes aspectos:

  • Resistente a la corrosión por humedad
  • Resistente al desgaste por elementos o sustancias corrosivas
  • Resistente a temperaturas extremas (tanto al frío como al calor)
  • Resistente a golpes y rayones.

¿Cómo es la fabricación de tanques de acero inoxidable?

Ahora bien, ¿Cuáles son los detalles detrás de la fabricación de tanques de acero inoxidable? Es importante saber que la fabricación de tanques de acero inoxidable parte de la necesidad que se busca suplir.

Es decir, si lo que se necesita es almacenar grandes cantidades de combustible, se debe diseñar un tanque cuya capacidad sea lo suficientemente grande como para satisfacer la demanda de almacenamiento; además, se debe pensar en el tipo de sistemas adicionales que resultan necesarios para hacer del almacenamiento de combustible una actividad segura.

En este sentido, el primer paso consiste en la reunión con quien adquiere el tanque de acero inoxidable o el encargado del proyecto. Se deben especificar tanto el destino o el propósito del tanque, como la disposición que se busca y el lugar de la instalación.

Es posible, si así lo demandan las características del depósito a construir, una fabricación de tanques de acero inoxidable en el sitio mismo en el que se instalará, para evitar costos y esfuerzos en el proceso de transporte de un elemento tan grande.

Con el cliente o encargado del proyecto también se deben aclarar, entre otras cosas, las dimensiones del tanque, los sistemas secundarios o auxiliares, los criterios de instalación y, por supuesto, las medidas de seguridad. Una vez se llegue a un consenso sobre materiales, diseño, instalación, y características del tanque, es posible empezar la fabricación de tanques de acero inoxidable.

Considerando en detalle lo anteriormente expuesto, se comienza con la fabricación de tanques de acero inoxidable como tal. Para ello, se escoge el tipo de acero inoxidable ideal (es decir, aquel cuya composición y calibre resulte más apropiado para el almacenamiento de una sustancia) y el tipo de soldadura que más convenga.

Con máquinas destinadas para tal función, se doblan las láminas de acero inoxidable con unas medidas exactas. La exactitud en el corte y doblez de las láminas es fundamental para que la soldadura tenga que llenar la menor cantidad de espacio posible. De esta forma, se reduce el riesgo de grietas o fisuras.

Una vez se le haya dado forma al depósito, el siguiente paso en la fabricación de tanques de acero inoxidable es la limpieza, con el fin de deshacerse de la grasa, el polvo, la suciedad y los restos de soldadura que pudieron haber quedado allí. Para limpiarlo, es recomendable usar agentes químicos como abrasivos finos, acéticos diluidos, o limpiadores alcalinos. Es igualmente recomendable limpiarlo una vez más antes de instalarlo definitivamente.

El proceso de instalación, aprovechando las consideraciones previas respecto al lugar de instalación y de los sistemas secundarios o auxiliares, no debería suponer mayores inconvenientes si el proceso de diseño y fabricación se llevó a cabo de la forma esperada.

¿Para qué se utilizan los tanques de acero inoxidable?

Los tanques de acero inoxidable tienen una aplicación realmente extendida en los diferentes campos de la industria, como ya se mencionó. Han sido utilizados, principalmente, para almacenar combustibles derivados del petróleo, como gasolina, gasoil, y Diésel; pero también los derivados del alcohol, como el etanol y el metanol.

Por otro lado, es posible el diseño y fabricación de tanques de acero inoxidable que sean capaces de aguantar presiones internas realmente altas, especialmente diseñados para contener gas comprimido.

Cuando se habla de almacenamiento de combustible, lo ideal es contar con un tanque de doble pared, para evitar al máximo posibles fugas. Acá te contamos más sobre las características de un tanque de combustible.

Sin embargo, el almacenamiento de combustible no es el único propósito que se considera antes de la fabricación de tanques de acero inoxidable. En el campo, en la industria agrícola y alimentaria, a este tipo de depósitos se le ha encontrado un uso particularmente provechoso: el almacenamiento de material orgánico como residuos de animales para la elaboración de fertilizantes.

¿Cuáles son las características de los tanques fabricados en acero inoxidable?

Podríamos identificar las características de los tanques de acero inoxidable examinando cuáles son nuestras expectativas sobre lo que creemos que es un buen tanque de acero inoxidable. Así, podemos identificar cinco características:

  • Diseño

Como lo habíamos mencionado, el diseño de un tanque depende del propósito al que el tanque va a servir. Si bien son versátiles y el mismo diseño serviría a distintos propósitos solo con practicarle algunas adaptaciones, lo ideal es que el diseño corresponda con su función final.

  • Capacidad

No creas que, entre mayor capacidad, mejor es un tanque. Muchas veces, al creer eso, se incurre en gastos innecesarios que terminan por encarecer excesivamente el proyecto. Hay que calcular muy bien cuánto volumen de almacenamiento requerimos.

  • Utilidad

De un tanque, como de cualquier elemento en una cadena productiva, se espera que sea útil. Esto depende de un mantenimiento y limpieza adecuados, que incluso alargarían la vida útil del tanque.

  • Calidad

Los tanques de acero inoxidable, con respecto a los tanques fabricados en otros materiales (como fibra de vidrio, e incluso plástico) cuentan con una durabilidad y una funcionalidad superiores.

  • Seguridad

Es evidente que el almacenamiento de cualquier sustancia o material entraña riesgos. Podrían salir mal algunas cosas durante el procedimiento. Sin embargo, los sistemas auxiliares de los tanques de acero inoxidable están pensados para reducir al mínimo tales riesgos.

En Perez Precision Works somos expertos en la fabricación de tanques de acero inoxidable. Cuenta con nosotros para comenzar tu proyecto ahora.

×